¡Y otro más!

Parece ser que he dejado de escribir por las migrañas, porque llevo ya un par de semanas sin ellas. El mérito es del diazepam por lo visto. 

No debo ser capaz, creo que por primera vez en mi vida, de controlar el estrés (y no es el peor momento por el que he pasado precisamente) y por lo visto se me ha acumulado en las cervicales y se han ido encargando de fastidiarme todo lo que han podido. Llevo a pastillazos dos semanas y ayer dejé el ibuprofeno, soy un crack, esta tarde tengo médico, a ver la bronca que me echa. Lo del diazepam lo mantengo hasta la reunión de hoy, veremos si por fin puedo dejar de estar pendiente de las pastillitas.

La cosa es que llevaba un tiempo que todo me cabreaba, malas reacciones, enfados innecesarios, pero no era capaz de controlarlos, curioso. Eso supongo que sumado a todo o eso como consecuencia de lo otro o al revés o al derecho, me da igual, me ha tenido una temporada realmente insoportable con lo que agradezco a los de mi alrededor que no me hayan abierto la cabeza de un hachazo para que les dejara en paz.

Hoy me he puesto las pilas y estoy escribiendo un curso de manejo de WordPress para novatillos, es una pedazo de curro, pero espero que quede suficientemente decente como para poder sacarle algunas perrillas. Cuando esté listo va a atener un par de valores añadidos que no tiene  ninguno de los que he visto en internet, así que espero que vaya bien.

De momento, y fundamentalmente, llevo casi tres semanas sin migrañas, y eso es bueno, para mí y para los de mi alrededor….lo siento gente.

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *